lunes, 30 de marzo de 2015

Pongas con patatas, jamón y huevo cocido

          Aunque os suene raro es un plato de lo mas normal. Tan solo es el nombre en uno de los dialectos de "bable" que tenemos en Asturias. A que si os digo "vainillas" con jamón ya os empieza a sonar un poco mas (y sobre todo si seguís este blog) y si lo remato con ""judías verdes" con jamón y huevo cocido"????? ya todos sabéis que lleva este rico plato de verduras común en todas las cocinas.
           Pues "pongas" es como se llaman a las judías verdes en los concejos del Oriente asturiano. Yo esta receta no la preparo tal como la hacen allí, por eso cuando la leí en el suplemento del periódico regional del sábado hasta a mí me costó identificarla. Aquí aun queda mucho que andar para poder oficializar el idioma, pues no hay un dialecto solo...............solo traía el nombre de la receta y la foto y antes de leer el articulo me costo saber de que plato se trataba. Luego aunque no explicaba la receta en si ya me di cuenta que no la hacían como yo. Que los ingredientes en esencia son los mismo si, pero los elaboran de diferente manera. Y como lo que si tengo son unas "pongas, vainillas, judías! jajaja tan buenas como a las que se refería el artículo, al día siguiente no dude en probar a hacerla como en el oriente.
            Bueno.........pues menuda sorpresa!!!!! porque sin duda me ha gustado mas que como yo las hago. Quedan mas ligeras, no absorben tanta salsa. Os dejo la receta mía para que la comparéis con la nueva. Creo que a partir de ahora en mi casa nos pasamos a las "pongas" al estilo del oriente.



Ingredientes:
1 kg de judías verdes
4 patatas
200 gr de tiras de jamón serrano
1 cebolla grande
2 dientes de ajo
1 bote de salsa de tomate casera (aquí la receta) si no tomate triturado
3 huevos cocidos
aceite de oliva
sal

  1. Lavamos las pongas y las cocemos en agua con sal hasta que estén tiernas. O mejor aun si las cocemos al vapor en la olla rápida en 10 minutos están listas.
  2. Las cortamos en tiras finas y estas a su vez las convertimos en tiras como de unos 8 cm de largo.
  3. Cocemos los huevos en agua con sal 15-20 minutos. Refrescamos y reservamos.
  4. Pelamos la cebolla y los ajos y los sofreímos en una sartén con un chorro de aceite hasta que estén pochados.
  5. Añadimos las tiras de jamón y rehogamos dos minutos.
  6. Agregamos el tomate, si es casero tan solo tendremos que rectificar de sal. Si es tomate natural triturado tendremos que ponerle sal y también un poquito de azúcar para rectificar la acidez. Dejamos sofreír todo junto unos 5 minutos.
  7. Picamos dos huevos cocidos muy menudos y los ponemos junto con las pongas en una cazuela de barro.
  8. Regamos con el sofrito y mezclamos para que se integre.
  9. Pelamos las patatas, lavamos y cortamos en cuadraditos. 
  10. Las freímos y las añadimos a la cazuela de pongas que debe estar caliente.
  11. Presentamos con el huevo cocido cortado en rodajas.




jueves, 26 de marzo de 2015

Quesadillas de pollo

         Tenía cuatro tortitas de un paquete empezado y tenía unos trozos de pechuga de pavo asada. La forma de preparar una cena rápida, sencilla, de aprovechamiento y con un poco de verdura y una salsa llenan lo suficiente para partirlas a la mitad y cenar los cuatro.
             Esta fue nuestra cena del otro día, se me ocurrió así de momento al ver el paquete de tortitas. Mi afán por aprovechar se incremente cada día mas y mi gusto también para ahorrar que no está de mas, con los gastos que hemos tenido esta temporada entre celebraciones y averías. Así que todo lo que se ahorre es poco, pero sin dejar de comer sano y bien.



Ingredientes:
4 tortitas de maíz
 1/2 pechuga de pavo asada
1 cebolla pequeña
1/2 lechuga pequeña
1/2 calabacín
AOVE
sal

2 yogures naturales
2 cucharadas de ketchup
1/2 cucharadita de mostaza de Dijón
1 pizca de pimentón picante

  1. Pelamos la cebolla y la cortamos en juliana. 
  2. Lavamos la lechuga, escurrimos y cortamos en juliana.
  3. Lavamos el calabacín y lo cortamos también en juliana.
  4. Pochamos ambas verduras en una sartén con un poquito de AOVE, hasta que estén blandas.
  5. Desmenuzamos la pechuga de pavo, mejor si la cortamos en tiras.
  6. Mezclamos los ingredientes de la salsa: yogures, ketchup, mostaza y pimentón. Removiendo bien para que quedén bien ligados.
  7. En una sartén antihadelente colocamos una tortita y repartimos la mitad de cada ingredientes: mitad de salsa, de verduras pochadas, de pavo y lechuga. Regamos con la mitad de la salsa y tapamos con otra tortita.
  8. Hacemos a fuego suave unos tres minutos por cada lado. Para darle la vuelta nos ayudamos con un plato. 
  9. Así hacemos la otra tortita y servimos de inmediato. Aunque frías también están buenas.

miércoles, 25 de marzo de 2015

Tarta de chocolate, nata y trufa

          Si, ya lo se hoy no toca dulce, pero esta tarta es fresquita, tanto como que aun queda porque es ayer mismo. Así que toca redactar entrada de prisa y corriendo. Puesto que para el resto de los días todo está editado. Tan de prisa y corriendo casi como la tuve que hacer, puesto que estas últimas semanas aveces pienso que me falta el tiempo hasta para respirar. No se vosotros pero conforme van creciendo los días, parece que yo mas tengo que hacer, y a la vez menos veo hecho. Estoy agobiada, no llego a todo y eso me agota. Desde hace unos meses con lo de mi madre por mas que intento organizarme no llegoooo y es que el mas mínimo imprevisto me descuadra el día. Llevo en la cabeza cinco agendas, la de los cinco que somos en casa, pero la mía siempre es la última y así me va últimamente........ alguna vitamina conocéis????? jajaja, prefiero reírme a pararme a pensar que mientras estoy aquí sentada podría estar adelantando otras cosas. Pero llega un punto que o te planteas sacar unos minutos para despajar o la caía es de altura y sin paracaídas. 
          Pero que rollo por díos, casi preferiréis que publique las entradas guardadas en borradores desde meses y editadas desde entonces jejejeje. Bueno que ayer era el cumpleaños de mi marido y aunque los astros pretendieron conjurarse en mi contra, logre solventar la tarta y que quedara presentable y rica. Y con ello vuelvo a los fallos que puedan tener las recetas de las revistas. Porque seguida al pie de la letra o fue el eclipse que trae cola o en la formula de los rellenos algo falla. La trufa no quedó ni por asomo como en la foto que se mostraba en la publicación y a la nata no se le notaba la gelatina por ningún lado. No obstante yo la pongo tal cual la hice porque igual es que yo trasmito mi estado de nervios a las masas jajaja. Eso sí. La receta no remoja el bizcocho, queda húmedo y rico pero quizás para tarta necesitaría un poco de almíbar.
             Bueno perdonar toda esta lectura...........y disfrutar de la tarta. Se me presenta una semana santa con agenda ajena, mi hija tiene varias actuaciones para cantar pero voy a intentar sacar unos ratitos para recuperar el tiempo perdido.



Ingredientes:
1 yogur griego
1 medida de yogur de aceite de girasol
2 medida de yogur de azúcar
3 medidas de yogur de harina
1 sobre de levadura
2 cucharadas de cacao en polvo
3 huevos
pizca de sal

Relleno:
450 ml de anta para montar
100 gr de chocolate negro
15 gr de azúcar
25 gr de azúcar glas
1 cucharadita de gelatina en polvo

Cobertura
150 gr de chocolate negro
150 gr de nata 
30 gr de mantequilla

  1. Hacemos el bizcocho. Para ello separamos yemas y claras. Batimos las primeras junto con el yogur, el azúcar y el aceite y vamos agregando poco a poco la harina y la levadura tamizada. Cuando lo anterior esté bien mezclado añadimos el cacao en polvo volvemos a batir para mezclar bien. Montamos las claras a punto de nieve con una pizca de sal y las añadimos a la masa anterior con movimientos envolventes. Precalentamos el horno a 200º. Engrasamos con mantequilla un molde desmontable redondo y vertemos la masa. Cocemos unos 40 minutos. Comprobamos que esté cuajado antes de sacar. Desmoldamos y dejamos enfriar sobre una rejilla.
  2. Mientras cuece el bizcocho preparamos la trufa. Par ello llevamos a ebullición 250 ml de nata con el azúcar  y cocemos a fuego lento hasta que esta se disuelva. Troceamos el chocolate y ponemos en un cuenco y vertemos la nata. Removemos hasta que se funda por completo. Dejamos enfriar la trufa y luego la llevamos a la nevera 1 hora.
  3. Montamos el resto de la nata con el azúcar glas y la gelatina y la dejamos reposar también en la nevera.
  4. Cortamos el bizcocho de forma que nos queden tres capas. (si no os gustan las tartas muy secas, mejor es que hagáis un almíbar con agua azúcar y el licor que os guste y remojéis, quien la probó tuvo las dos opiniones, para unos estaba seca, para otros ideal. Va en gustos).
  5. Rellenamos una las bases con la trufa, tapamos con otra capa de bizcocho y rellenamos con la nata montada dejando un poco para luego adornar. Tapamos y colocamos sobre una rejilla.
  6. Hacemos la cobertura. En un cazo ponemos a calentar la mantequilla con la nata y cuando llegue a hervir retiramos del fuego e incorporamos el chocolate en trozos. Removemos hasta obtener una crema homogénea y brillante con la que cubriremos nuestra tarta.
  7. Dejamos enfriar una hora para que se endurezca un poquito la covertura y adornamos al gusto.



martes, 24 de marzo de 2015

Merluza al Pedro Ximenez

         El día que vi esta receta en el blog "La cajita de nieveselena" no me pude resistir; bueno la verdad es que van unas cuantas a las que no me puedo resistir de dicho blog pero pero llevan en borradores mas de dos años jajajaja,  que no quiero que me acusen de plagio jajaja, me tienen cautivada; no os perdáis su blog si no lo conocéis es una maravilla. Lo que decía, tenía los ingredientes aunque solo tenía que esperar al día siguiente a que descongelara la merluza. Me pareció de lo mas fácil y a la vez que tenía que tener un sabor exquisito. Así es............lo único que es que tenía rodajas y no lomos, así la pasé un poco por harina y la freí por miedo a que al ponerlas a guisar se me rompieran. Y eso hizo que la salsa tomara un poco mas de cuerpo así que tuve que añadir un poquito mas de líquido, pero queda una receta para chuparse los dedos. 
           Muchas gracias chicas por esas recetas que me gustan tanto.



Ingredientes:
400 gr de lomos de merluza, en mi caso en rodajas
300 gr de gambas peladas
1 cebolla
2 huevos
1/2 vaso de Pedro Ximenez
ajo gourmet garden (que aun tenía)
AOVE
sal

  1. Primero cocemos los huevos, cuando estén los refrescamos y reservamos.
  2. Secamos bien la merluza, la salamos y ponemos un poco de ajo picado. La pasamos por harina y la freímos ligeramente (si fueran lomos de los prensados no haría falta).Sacamos sobre papel de cocina y reservamos.
  3. Picamos la cebolla y la salteamos en una sartén con un buen chorro de AOVE.
  4. Cuando esté trasparente añadimos el vaso de vino y lo dejamos reducir unos minutos.
  5. Luego añadimos 1/2 vaso de agua (si hacéis la merluza como yo, mejor algo mas de medio vaso porque la harina que soltará la merluza espesara la salsa).
  6. Ponemos también una cucharada sopera de la pasta de ajo y de perejil gourmte gardend.
  7. Removemos bien hasta que se integre todo y dejamos 5 minutinos para que todo se ligue bien.
  8. Luego pasamos la salsa por la batidora.
  9. La devolvemos a una olla baja y amplia y metemos en ella la merluza.
  10. Dejamos que se haga a fuego suave 15-20  minutos.
  11. En los últimos 5 minutos añadimos las gambas peladas.
  12. Servimos con los huevos cocidos cortados en cuartos y yo le añadí una patatas cocidas.






lunes, 23 de marzo de 2015

Crema vegetal

          En invierno hago muchas veces caldo de pollo. Luego lo aprovecho para sopa o para otros platos. No solía aprovechar las verduras que incluyo en la olla porque quedan tan sumamente cocidas que ni para añadirlas a la sopa valen. Hasta que un día leyendo una receta de crema de verduras se parecía bastante a estas verduras de mi caldo, quizás no tan cocidas, me refiero al tiempo de cocción. Lo que hice fue probar a triturarlas, pasarlas por el chino y ver como salia la crema..............Bueno pues he descubierto una crema de aprovechamiento de lo mas rica y sana. No solo vamos a hacer un caldo para utilizar en sopas u otros platos, sino que algunos de sus ingredientes se pueden reconvertir en ricas recetas de aprovechamiento. Otro día vos enseñaré que una de las que hice con el pollo que lleva este caldo. Y además como parece que en lugar de entrar la primavera lo que hace es volver el invierno o mejor dicho no marcharse nos va venir muy bien.




Ingredientes:
1 zanca de pollo
1 hueso de ternera
1 puerro
1 nabo
2 zanahorias
1/2 cebolla
1 sobre de azafrán en hebra
sal

  1. Lavamos la zanca de pollo y el hueso y lo añadimos a la olla y lo cubrimos con bastante agua.
  2. Lo ponemos al fuego y esperamos a que el agua hierva porque va a soltar bastante espuma y se la hay que quitar.
  3. Lavamos todas las verduras, pelamos cebolla y zanahoria y lo añadimos a  la olla.
  4. Añadimos el azafrán en hebra que habremos tostado ligeramente antes y una cucharadita de sal.
  5. Tapamos la olla y una vez que salga la válvula contamos 40 minutos.
  6. Dejamos enfriar para poder abrir la olla, posiblemente tengamos que rectificar de sal.
  7. Sacamos las verduras y las ponemos en un recipiente alto sin escurrir. Las trituramos con la batidora.
  8. A continuación pasamos por el chino. Probamos y ajustamos el sal.
  9. Servimos acompañado de lo que mas nos guste, unos picatostes o un trozo de la zanca de pollo en menudos.

viernes, 20 de marzo de 2015

Compota de pera

          En mi casa la compota toda la vida se a hecho de manzana. Pero vista en la tesitura de tener que aprovechar pera Rincón de Soto que me habían enviado y estaban empezando a picarse, pensé que por qué no probar la compota de pera. Y la verdad, fue todo un acierto porque les encantó, lleva  mucho menos azúcar que la de manzana y acompañada de canela molida de saigón está de lo mas rica. 

            La receta es muy simple pero vos digo que merece la pena, sobre todo porque es otra forma de comer fruta, no le hemos añadido azúcar sino un poco mas de sabor por la canela y para los días que está un poquito frío y no apetece comer la fruta viene ideal.



Ingredientes:
3 peras
1/2 vaso de agua
1 rama de canela
canela molida de saigón


  1. Perlamos la pera, la cortamos a sopas retirándole el corazón.
  2. La ponemos en un cazo con la rama de canela y un poco de agua.
  3. Cuando comience a hervir, bajamos el fuego y dejamos que se vaya cociendo a fuego muy suave removiéndola de vez en cuando.
  4. Ella soltará mas agua que se irá evaporando dejando la pera cocida. 
  5. La servimos espolvoreada con la canela molida (yo no le he añadido azúcar, este tipo de pera Rincón de Soto es muy dulce y la fructosa de la fruta se vasta para dar el acabado al plato).

            

jueves, 19 de marzo de 2015

Tosta al ajo con revuelto de cebolla y gambas

       Ante todo felicitar a todos  los padre y a los Josés y Josefas......que por aquí tengo muchas. Para mi es un día con sentimientos encontrados. Mis hijos están como locos con el día del padre y yo con ellos. Pero intentando reprimir lagrimas porque yo ya no pueda dedicarle el día al mio como se merecía. Hoy celebrábamos todo, su santo, el día del padre y su cumpleaños que aunque hace unos días de él pero lo dejábamos todo para ese día. Hoy en mi casa no hay celebraciones, porque mi marido prefiere dejalras para la próxima semana que es su cumple y no hacerme pasar por este trago hoy, así que va receta de improvisación total. Pero después de todo resuelta con éxito y sin tener que desechar ingredientes que  es lo importante: no tirar nada.
          Iba a hacer unos aguacates rellenos con gambas al ajillo y un poco de cebolla picadina; pero cuando fui a echar mano de los aguacates no estaban buenos. Así que me vi con las gambas al ajillo hechas y la cebolla picada. Entonces me fije en la panera y vi la bolsa de los panecillos al ajo y perejil que compro a menudo para comer con jamón. Y pensé en hacer unas mini tostas y ponerles un revuelto. Así que saltee la cebolla y al final de unos aguacates rellenos a unas tostas..............menudo cambio.



Ingredientes:
8 panecillos al ajo y perejil tostados
2 huevos
1 chorrín de leche
150 gr de gambas peladas
2 dientes de ajo pequeños
1 cebolla pequeña
sal
aceite

  1. Pelamos y picamos la cebolla muy menudina y la salteamos en un poco de aceite.
  2. Picamos el ajo y se lo añadimos a las gambas con un poco de sal y las salteamos en un hilo de aceite.
  3. Mezlcamos cebolla y gambas en una de las sartenes.
  4. Batimos los huevos, añadimos la leche, sal, y lo vertemos en la sartén.
  5. Hacemos el revuelto que luego pondremos sobre los panecillos.