domingo, 15 de enero de 2012

Tarta con crema de almendras

Uno de los propósitos del año nuevo es comer un poco mas sano; es decir, mucha mas verdura, muy pocas grasas y los dulces dejarlos para ocasiones nada mas. Pues bien, las ocasiones serán los domingos, aunque por  semana habrá algún que otro postre para los niños. Además esta receta de hoy no es excesivamente empalagosa, pues no deja de ser un bizcocho relleno. Yo no soy mucho de dulce pero hay que dar caprichos a los que queremos  aunque sea un diita a la semana. 



Ingredientes para el bizcocho: (yo he hecho el bizcocho base de yogur)
3 huevos
1 yogur natural
1 medida de yogur de aceite de girasol
2 medidas de yogur de azúcar
3 medidas de yogur de harina
1 sobre de levadura en polvo

  1. Batimos los huevos, incorporamos el yogur y batimos. Le añadimos el aceite y volvemos a batir. 
  2. Añadimos el azúcar aquí batimos enérgicamente para que ésta se disuelva bien.
  3. Añadimos el harina y la levadura y revolvemos hasta obtener una crema.
  4. Vertemos en un molde (yo utilice uno de silicona, pienso que es como mejor se desmolda después) y lo introducimos en el horno pre calentado a 180º unos 40 minutos. No obstante vamos controlando porque depende los tiempo de cocción dependen de los hornos.
  5. Nos saldría algo así.
  Para la crema de almendras:
100 gr de almendra molida
200 ml de nata para montar
100gr de queso blanco para untar (he usado mascarpone)
20gr de azúcar glas
3 cucharadas de licor de avellana (vale vino blanco dulce, incluso la misma cantidad de zumo de naranja)
2 hojas de gelatina neutra
cerezas en almíbar o fruta confitada.
  1. Ponemos en remojo de agua fría las hojas de gelatina durante unos minutos para que se ablanden.
  2. Calentamos el licor a fuego lento, retiramos del calo y añadimos la gelatina previamente escurrida; hay que remover hasta que se disuelva por completo. Reservamos
  3. Incorporamos el queso a un cuenco y le agregamos el azúcar glas y lo trabajamos con una cuchara de madera hasta que esté cremoso. 
  4. Añadimos la mezcla de licor y gelatina que posiblemente hayamos tenido que templar un poquito para que este liquida en el momento de añadir. Incorporamos las almendra molidas a continuación y mezclamos todo bien, hasta obtener una pasta.
  5. Montamos la nata muy fría  y mejor con varillas eléctricas. Debe estar bien firme
  6. Incorporamos la nata, poco a poco y con movimientos envolventes a la mezcla anterior.
  7. Cortamos el bizcocho a la mitad (un cuchillo jamonero nos serviría de mucha ayuda). Separamos las capas.
  8. Sobre la inferior extendemos una capa de crema de almendras (como la mitad de la cantidad que tenemos). Tapamos con la otra capa de bizcocho y cubrimos con el resto de la crema. 
  9. Adornamos con cerezas en almíbar o fruta confitada.
NOTAS
- Quedaría mas bonito cortado el bizcocho en tres capas, pero resulta mas difícil de calcular. Se que hay una herramienta de cocina para cortar bizcochos de forma que las capas tengan el mismo grosor, eso o un buen  pulso. Si vos decidáis entonces vos aconsejaría doblar el numero de ingredientes de la  crema de almendras, y hacer así las capad de crema un poquito mas gruesas también.

7 comentarios:

  1. jo belen q buena pinta tiene se me hace la boca agua,ami si me gusta lo dulce aunque no pueda comer mucho........

    ResponderEliminar
  2. HUM!!! me llevo un trocito que pinta mas rica!!!!! saluditos!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias chicas, aunque esta no la podáis disfrutar ahí está la receta para compartirla con vosotras.

      Eliminar
  3. Menuda pinta más buena tiene esto... que ganas de meterle un "bocao"!!!
    Felicidades por el blog, está genial y explicas muy bien las recetas... Un besazo grande desde Bilbao!!

    ResponderEliminar
  4. Belen que pinta tiene el bizcocho, me encanta la almendra.. solo pensar como estará con esa crema.. ya sabes que también mi propósito es comer mas sano.. pero los pastes me pierden..por favor que rico

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues a mi no me choco mucho, ahora.... mi marido se puso las botas. El dulce lo dejaré para los domingos Magda, aparte que tengo mas tiempo.

      Eliminar